Anuncio

Archivos

Anuncio de los artículos que pertenecen a la categoría: Primera categoria

.


Nunca había sabido que mi paso
era distinto sobre tierra roja,
que sonaba más puramente seco.
Por ese ruido quizás
algunos linderos me recuerden
Por otra cosa no.
 
       
 Claudio Rodríguez. 
                  


                                                
  Ahijón Versión 3.0. Atletismo Popular-Científico.
  

Me lo dijo hace años. Con una caña en la mano. Quiero hacer una carrera en mi pueblo, ¿te imaginas?. Goyo me lo dijo. Hace años. En pantalón corto. Con un vaso en la mano.

 

El tiempo pasa.

 

Uno de los socios fundadores de los Bolillas, este sábado, con una caña en la mano,  me susurró que acababa de tener una visión extraña. Mientras nos protegíamos del sol contra la pared del edificio, con el frontón todavía lleno de corredores y acompañantes, me contó que ése era uno de los momentos plenos en los que se está seguro de ser feliz, esa hostia rara que no hay quién explique, y que habrá que recordar mucho tiempo después. Un segundo solo. En Torrepadre. Con una caña en la mano.

 

Elegí un mal año para dejar el atletismo. No ahora que nacen callos, chorizo y cangrejos deliciosos después de las carreras. No ahora.

 

Qué color tendrá la tierra en África.

 

De Zatopek se recuerda su forma nada académica de correr. Sus récords del mundo. Algunos incluso sospechan que disfrutaba lo mismo corriendo en solitario por los caminos o detrás de un camión de la basura. Y que era buena gente. Sólo eso. Correr.

 

Elegí un mal día para dejar la cerveza. No hoy que Ramón y Almudena sonríen como dios al lado de un cañero.

 

No consigo recordar los récords del mundo que ha batido Goyo. Cosas de la memoria.  

 

Ahora que hablo de la memoria y de sus  fallos, y para que no, y por si olvido los agradecimientos, esto: Gracias a todos y cada uno de los que corrieron el sábado, y a todos y cada uno de los que colaboraron con su esfuerzo en esta fiesta grande. Se enfadará Goyo si destaco a alguien en particular. Que le den.

 

Estaba diciendo que subimos al Ahijón. Que fue más fácil que otros años porque han nacido en los caminos trozos de plástico rojo y blanco. Que estaba el campo amarillo y con el polvo y la dureza hermosa que tiene el campo de Castilla los últimos días de julio. Que hubo bicis, zapatillas y señoras con palo en la mano que no dan miedo. Que alguna vez, en uno de esos kilómetros asesinos que te sacuden en una maratón, lejos de casa, con frío o con lluvia, o con mil grados de sudor, uno piensa que sería bonito volver a algún camino de estos de polvo y poca gente, y correr sin prisa mirando los enebros y los pinos, siguiendo el ritmo de Donato o de cualquiera que te cuente y que te jure que hace años ─el tiempo pasa─, pescaba cerca de aquí cangrejos con tu padre.  

                                                                            
 Torrepadre, 30 de julio de 
 2011
                                                                      
 
r.e.c.
 





Fotos
29 Mar 2012
Admin · 680 vistas · 0 comentarios
Categorías: Primera categoria

1, 2, 3  Página siguiente